La Junta muestra su rechazo a la imposición de la licencia deportiva única a nivel estatal por parte del Gobierno Central

El consejero de Educación, Cultura y Deporte, Luciano Alonso, ha manifestado hoy, durante una reunión con presidentes y representantes de las federaciones deportivas andaluzas, su rechazo ante la posible imposición del Gobierno central de la licencia deportiva única, lo que supondría “una injerencia e intromisión del Estado en las competencias que la Junta de Andalucía tiene con carácter exclusivo en materia de deporte”.

Luciano Alonso se reunió ayer en Sevilla con las federaciones andaluzas, que le transmitieron al consejero su preocupación por la aplicación de esta medida, que podría suponer incluso la desaparición de algunas federaciones deportivas andaluzas y la alteración sustancial del conjunto de derechos y obligaciones que conforman el estatuto del deportista.
 
Alonso señaló que el Gobierno Andaluz está en contra de la imposición de la licencia deportiva única en base a “las gravísimas consecuencias que su aplicación supondría para las federaciones deportivas autonómicas, andaluzas y del resto del Estado y que conduciría a la quiebra del propio sistema deportivo autonómico, principalmente del deporte de base en favor del deporte de máximo nivel, ya que provocaría un encarecimiento de la práctica deportiva oficial de ámbito exclusivamente andaluz”.
 
La reforma del Gobierno central se enmarca en el anteproyecto de Ley de racionalización del sector público y otras medidas de reforma administrativa, en la que se propone la modificación del artículo 32.4 de la Ley 10/1990, de 15 de octubre, del Deporte. En esta modificación se implanta la expedición de una única licencia deportiva para participar de forma oficial en cualquiera de los ámbitos, estatal o autonómicos donde se quiera competir. 
 
Esta licencia sería expedida con carácter general por las federaciones deportivas autonómicas, y en casos “excepcionales”, por las federaciones deportivas estatales, con la obligación en todo caso para las federaciones autonómicas de la integración e inscripción en el registro de la federación estatal correspondiente. 
 
Graves perjuicios
“La modificación propuesta no consiste sólo en instaurar un modelo de licencia deportiva única, sino que va mucho más allá, supone cambiar profunda y sustancialmente las relaciones del Estado con las Comunidades Autónomas en materia de deporte, redefiniendo el modelo deportivo actual hacia una recentralización de competencias y destruyendo el sistema deportivo diseñado por la Constitución y las Administraciones autonómicas”, destacó el consejero.
 
Luciano Alonso señaló también que la medida propuesta “supone enmascarar bajo la duplicidad administrativa un mecanismo de mejora de la situación financiera de las federaciones deportivas españolas con impacto en los Presupuestos Generales del Estado. Ante el recorte de ingresos de las federaciones deportivas estatales, con la presente medida, el Estado propone que sean las federaciones autonómicas quienes soporten el gasto, aún a costa de la quiebra y desaparición de muchas de ellas”.


Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, para analizar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias, en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación (por ejemplo, páginas visitadas). Puede configurar, aceptar y rechazar la utilización de cookies u obtener más información AQUÍ.