Nueve de cada diez linces se conservan exitosamente en España gracias a las labores de gestión en los cotos de caza

La península ibérica ya cuenta, según los últimos datos oficiales del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (MITECO) con una población de 1668 linces ibéricos, repartidos entre España, con 1.407 individuos (84,3%), y Portugal (261 individuos; 15,7%).

La especie, que se encuentra en clara expansión en la actualidad, se distribuye en un 90% de los casos en cotos de caza, lo que demuestra las grandes labores de gestión que llevan a cabo cazadores, gestores y propietarios de fincas para que el lince encuentre en estos terrenos las condiciones óptimas de alimentación y hábitat.

En este sentido, a través de la Fundación Artemisan, el sector cinegético participa en el proyecto europeo Life Lynxconnect, un proyecto que reúne a una veintena de administraciones y organismos públicos, ONG y entidades privadas para garantizar el éxito de recuperación de la especie con acciones de sensibilización y comunicación, manejo de hábitats, reintroducciones, selección de zonas de paso…

Las federaciones de caza han colaborado en distintas acciones de comunicación, divulgación y sensibilización implicando a cazadores en la conservación del felino, cediendo terrenos para facilitar las acciones de reintroducción de esta especie protegida en los nuevos núcleos.



Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, para analizar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias, en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación (por ejemplo, páginas visitadas). Puede configurar, aceptar y rechazar la utilización de cookies u obtener más información AQUÍ.